asientos de un avión invertidos

Una empresa italiana ha compartido dos propuestas de adaptación de los viajes aéreos a las nuevas medidas de distanciamiento social como prevención del contagio del coronavirus. Puesto que con el objetivo de estar preparados para cuando llegue el fin del confinamiento y la desescalada de medidas de la cuarentena, las aerolíneas está investigando qué medidas pueden adoptar para ofrecer viajes seguros.

Según informa DesignBoom, la primera propuesta titulada ‘Janus‘ (que hace referencia al antiguo dios romano de dos caras)  propone un diseño que hace que los pasajeros estén orientados en ambos sentidos. “Esta propuesta se distingue por la posición inversa del asiento central para garantizar el máximo aislamiento entre los pasajeros sentados uno al lado del otro”, explica la compañía. Mientras tanto, los pasajeros sentados en los asientos laterales están orientados en la dirección del vuelo.

asientos de un avion inversos

La otra propuesta de Avio Interiors es un kit que podría instalarse en aviones para reducir la interacción entre los pasajeros. Llamada ‘glassafe‘, esta propuesta implica crear una especie de mampara alrededor de cada pasajero para minimizar el contacto y las posibilidades de transmitir el virus. Los diseñadores dicen que el escudo podría ser transparente para garantizar que la cabina parezca más ligera o más opaca para proporcionar una mayor privacidad.

Entonces, ¿podrían ser los asientos de avión invertidos la nueva forma de volar tras la COVID-19? No lo sabemos, pero lo que si está claro es que las compañías quieren adaptarse a tiempo para asegurar su vuelta a la actividad.

En otras noticias relacionadas de interés, cierran las tiendas Supreme debido a la expansión del coronavirus (COVID-19).