El futuro de la banca está en tu bolsillo

El horario de 9 a 14h se acabó para siempre en el sector bancario. Las nuevas tecnologías permiten un acceso a la banca para los clientes las 24 horas de los 365 días del año.

Asimismo, acciones como ir al banco para cobrar un cheque, enviar una transferencia o solicitar una nueva tarjeta bancaria están convirtiéndose en cosas del pasado.

Actualmente, en cualquier lugar que te encuentres, ahí es donde está tu banco. Puedes comprobar tu saldo mientras estás de viaje, puedes transferir fondos en tu casa familiar o bloquear una tarjeta que ha sido robada mientras estás de fiesta.

Pero esta revolución tecnológica de llevar tu oficina bancaria en tu smartphone, no solo es beneficiosa para los clientes, sino también para las instituciones financieras. Puesto que de esta manera, pueden aprender más sobre el comportamiento de sus clientes a partir de los datos recopilados por las diferentes aplicaciones.

Además, nos encontramos en una época, en la que si el cliente no está recibiendo el nivel deseado de servicio, o la tecnología no está disponible para él, se pasará a otra compañía de la competencia.

Pese a ello, algunos bancos todavía se muestran reacios a invertir inicialmente en este tipo de tecnologías. Pero si quieren conseguir la lealtad de sus clientes quizás deberían adaptarse constantemente a las tendencias que les permitirán mejorar los servicios que proporcionan.

Aunque si hay una cosa que está clara, es que el móvil es el futuro de la banca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.