3 trucos con los que nunca pasarás frío

Pasar mucho frío es una de las situaciones más desagradables que puede sufrir nuestro cuerpo. Cuando las temperaturas bajan, debemos protegernos adecuadamente  y esto implica el uso de prendas específicas para superar los meses más fríos.

Pero, en un gran número de ocasiones, aunque llevemos guantes, gorros, bufandas, botas y largos abrigos, seguimos sufriendo cada vez que salimos a la calle o cuando permanecemos en edificios o salas sin calefacción.

Si tú eres una de esas personas que sufren con la llegada del invierno y hagas lo que hagas o te pongas lo que te pongas, continúas pasando frío, a continuación te ofrecemos una serie de trucos que pueden resultarte de gran utilidad. 

*Advertencia: Pueden parecer un poco exagerados a priori, pero está comprobado que funcionan.

-Llevar cartón o papeles en las extremidades. Coger el periódico y ponértelo en forma de cilindro en el espacio que hay entre la manga de tu abrigo y tu brazo, te ayudará a no pasar frío. Asimismo, este truco también se puede usar en cualquier parte del cuerpo. Su desventaja es la incomodidad que puede ocasionarte. 

-Ponerte varios pares de calcetines gruesos. Una primera capa de calcetines gruesos seguida de otra capa de calcetines gordos es fundamental para que tus pies no pasen frío. Aunque, eso sí, asegúrate de que te quedan suficientemente holgados o no podrás ponerte tu calzado. 

-Llevar siempre la cabeza protegida. Un gorro es un buen aliado para el invierno, puesto que protege tanto tu cabeza como tus oídos. Dos partes muy delicadas de tu cuerpo, con las que puedes pasar mucho frío.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *